In English

Hisopo

Hisopo: Main Image
Nombre científico:
Hyssopus officinalis

Elementos integrales y áreas de cultivación

El hisopo es originario de la zona próxima al Mar Negro en Asia central, aunque en la actualidad se cultiva en otras regiones áridas, debido especialmente a que crece en los suelos más inhóspitos. Las olorosas flores y las hojas del hisopo se usan con fines medicinales.

Este suplemento se ha utilizado para aliviar los síntomas de las siguientes condiciones:

1 star[1 star] Asma
1 star[1 star] Cólico del Lactante
1 star[1 star] Resfriado Común/Irritación de Garganta
1 star[1 star] Tos
  • Datos científicos fiables y relativamente consistentes que le muestran un benificio considerable a la salud.
  • Estudios contradictorios, insuficientes o preliminarios que meramente le sugieren o que le benifician poco a la salud.
  • Para el uso de hierbas con entre muy poca hasta ninguna aprobación científica, pero apoyado por uso tradicional.
  • Datos científicos fiables y relativamente consistentes que le muestran un benificio considerable a la salud.
  • Estudios contradictorios, insuficientes o preliminarios que meramente le sugieren o que le benifician poco a la salud.
  • Para el uso de hierbas con entre muy poca hasta ninguna aprobación científica, pero apoyado por uso tradicional.

Cómo funciona

Debido a la presencia de los componentes de los aceites volátiles en el hisopo, puede aliviar las irritaciones leves de las vías respiratorias altas que acompañan al resfriado común. La acción expectorante de los aceites volátiles del hisopo puede explicar, en parte, su uso tradicional para tratar la tos, el asma y la bronquitis. También se piensa que los aceites volátiles contribuyen a los efectos carminativos del hisopo y a su uso para aliviar los cólicos leves y las molestias del tracto digestivo. La Comisión E alemana no ha aprobado el uso del hisopo para ninguna indicación médica.

En estudios in vitro se observó que ciertas fracciones del hisopo (un polisacárido designado como MAR-10) pueden inhibir la actividad del virus de inmunodeficiencia humana (VIH). No se han realizado estudios en humanos para determinar si el hisopo o cualquiera de sus componentes pueden ser eficaces para tratar la infección por el VIH o el SIDA.

Cómo usarlo

  • El hisopo puede tomarse en té o en tintura. Si se usa hisopo para aliviar la irritación de garganta, se pueden hacer gárgaras con el té o la tintura antes de tragarlos.

  • El té se prepara hirviendo 2 a 3 cucharaditas de la hierba en una taza de agua caliente durante 10 a 15 minutos. Se pueden tomar tres tazas al día.

  • También se pueden tomar de 1 a 4 ml de tintura tres veces al día.

Efectos secundarios

  • Es poco probable que el té y la tintura de hisopo causen efectos adversos.

  • Existen reportes de que el aceite esencial, y en particular su componente pinocanfona, produce convulsiones en animales de laboratorio y en personas adultas, cuando se toman más de 10 gotas al día, o en niños, cuando se toman de 2 a 3 gotas durante varios días. Por este motivo, el aceite esencial debe usarse con mucho cuidado y no se recomienda para personas que padecen epilepsia o cualquier otro trastorno convulsivo.

  • No se recomienda el uso del hisopo durante el embarazo.

Copyright © 2018 Healthnotes, Inc. Todos derechos reservados. www.healthnotes.com

Aprenda más acerca de Healthnotes, la compañía.

Aprenda más acerca de los autores de los productos de Healthnotes.

La información que se presenta en Healthnotes no pretende nada más que informarle al consumidor con resultados interpretados de estudios científicos. A pesar de basarse en la investigación científica (humana, animal o in vitro), en la experiencia clínica o en la observación de su aplicación en el uso tradicional, la información que se presenta en Healthnotes y que se cita en cada artículo no pretende nada más que informarle al público. Además, es posible que no se logren los resultados presentados en todos los individuos. Enfermedades con peligro para la vida requieren tratamiento por prescripción facultativa y no se recomienda que intente curarlas sin que vigile un médico. Con respecto a muchas de las enfermedades discutidas, están disponibles medicamentos con y sin receta médica. Consúltese con su médico y/o farmacéutico para discutir cualquier problema de salud y siempre antes de utilizar cualquier suplemento o efectuar cualquier cambio con respecto a los medicamentos recetados que se toma. Esta información es válida hasta finales de Junio del 2016.